Eclipse Countdown!!!

jueves, 12 de noviembre de 2009

Capitulo 9 - Hora de Partir

No le veia el lado bueno al plan de Levi, pero decidi seguirlo de todos modos. Si decia lo contrario pareceria muy sospechoso y eso desbarataria mi mentira.
- Piensenlo por un momento - le dijo Levi a mis padres - seria algo que ni ustedes ni ella deberian desprovechar, ademas mi esposa se ha encariñado con ella. Les prometo que cuidaremos muy bien de ella.
- No estoy muy seguro - dijo mi padre mirandome a mi - Tu que piensas hija? Nosotros no te podemos obligar a nada.
- Bueno - dije pensando como podria seguir con la mentira - seria una gran oportunidad para mi y para ustedes tambien. Podria ayudarles, trabajar en francia y mandarles el dinero.
- Por supuesto que no - dijo Levi, lo mire desconsertada - no vas a trabajar, eso solo te desconcentraria de tus estudios. Si quieres ayudar a tu padres yo lo hare por ti.
- Pero señor - dijo mi padre - no podemos aceptar eso.
- Entonces que les parece si lo consideran un prestamo, y luego de que Alexandra termine con sus estudios puede devolvermelo, claro no creo que sea necesario.
- Pero... - dijo mi padre, se estaba quedando sin excusas. Luego miro a mi madre - mi esposa...
- Esta bien - dijo mi madre, mirandome seriamente - Puede ir, yo no quiero ser un estorbo en tu futuro hija mia, sabes que solo quiero lo mejor para ti. Pero tengo unas cuantas condiciones.
- Esta bien madre - le dije mirandola con los ojos como platos. No podia creer que ella haya accedido a esto. Ella nunca me dejaba sola, asi que menos irme a otro pais con un desconocido. La mire directamente a los ojos y vi su comprensio, seria posible que ella estuviera adivinando mis verdaderos motivos para alejarme? No lo creia probable, creo que en realidad creia que me estaba fugando. Pero el hecho es que acepto, eso ya era todo un progreso, ahora habia que ver que es lo que queria - Cuales son tus condiciones?
- Primero - dijo ella ya sonriendome - Si vas a estudiar quiero que seas la mejor, sabes que solo quiero lo mejor para ti. Segundo tienes que escribirnos al menos una vez a la semana, tenemos que saber como te va, no querras preocuparnos no? Y tercero nunca te olvides de nosotros, despues de todo somos tus padres. Sabes que te amamos mas que a la vida misma.
Oirla decir esto me lleno de tristeza, yo jamas me olvidaria de ellos. Eran la unica cosa que yo verdaderamente amaba en este mundo. Queria llorar pero extrañamente no podia, solo sentia una una sensacion rara en los ojos. Luego lentamente comenzaron a llenarse de lagrimas. Nunca me habia costado tanto llorar, bueno yo casi nunca lloraba tampoco.
- Gracias madre - le dije, he impulsivamente corri hacia ella y la abraze. Instantaneamente el ardor volvio a mi garganta, pero no me importo. Solo queria demostrarle a mi madre cuanto la amaba. Ella tuvo en escalofrio en cuanto la abrace. Luego senti la mano de Levi en mi hombro, me di la vuelta y lo mire sonriente. El se tranquilizo y se sorprendio al mismo tiempo.
- Bueno - dijo Levi, interrumpiendonos - Lamento decirles esto, pero nosotros nos vamos esta tarde. Asi que Alexandra deberia empacar sus cosas. Ademas tenemos que ir a la ciudad para comprarte todo lo que vas a necesitar.
- Oh que pena - dijo mi madre separandose de mi - pero bueno hija deberias empezar a empacar tus cosas. No deberias hacer esperar al señor...
- Levi - dijo mi padre apesadumbrado.
- Levi Schneider - dijo Levi, luego saco un pedazo de papel de su saco y una pluma - Les dejo mi direccion en paris por si quieren escribirle a Alexandra.
No me habia dado cuenta hasta el momento de que Levi iba elegantemente vestido, sus ropas parecian de la tela mas fina que haya visto jamas. Con justa razon mis padres se creyeron su mentira.
- Bueno - dije - mejor voy a empacar de una vez.
Me dirigi hacia mi cuarto, no tenia muchas pertenecias, siendo hija de un granjero no me podia dar muchos lujos. Empaque un par de vestidos, los mejores que tenia claro, y unos pocos articulos personales. Todo lo puse en un viejo morral que tenia. Sali rapidamente y me dirigi a la sala.
- Estoy lista - dije.
- Muy bien entonces deberiamos ponernos en marcha. Hay muchas cosas que hacer todavia.
- Adios padre - dije acercandome a el. Sentia un nudo en la garganta, me acerque y le di un corto abrazo. Luego me dirigi hacia mi madre y vi que las lagrimas le surcaban los lados de la cara. No pude evitar que unas cuantas lagrimas tardias se me salieran tambien.
- Madre te voy a extrañar tanto - le dije y la abraze efusivamente. Instantaneamente volvieron otra vez las llamas a mi garganta, la sangre mi madre era todavia mas atrayente que la de mi padre, en ese momento supe que era hora de salir de alli.
- Yo tambien hija mia - dijo con la voz quebrada - pero es lo mejor, lo mejor para ti. Y sabes que eso es lo unico que me importa. Cuidate y no te olvides de escribirnos.
- No lo hare madre - dije, luego la solte y me dirigi hacia la puerta. Levi estaba esperandome con la puerta abierta, por suerte una brisa entro y disipo un poco el olor dulce. Mire por una vez mas a mis padres y sali rapidamente. Una vez que cerre la puerta mi perfecta expresion se desplomo, estaba tan triste de dejar a mis padres de esta manera. No me sentia capaz de caminar, no poda moverme, no queria moverme. Levi se acerco hacia mi y me sostuvo por la cintura ayudandome a seguir, comenzamos a caminar en direccion a la ciudad. No queria mirar atras por temor de arrepentirme y volver corriendo hacia mis padres, la decision estaba hecha y no habia vuelta atras. Sabia que era lo mejor para todos, me prometi a mi misma que jamas dejaria de cumplir con las promesas que le hice a mi madre. Y entontonces recorde que ese jamas no llegaria, por lo menos lo cumpliria en el poco tiempo que me quedaba.
- Levi? - le dije con la voz entrecortada por el dolor.
- Si Alex? - dijo el con la voz cargada de ternura. Alex? Me parecia bastante raro que apenas conociendome me hablara de una forma tan familiar, ademas nadie nunca me habia dicho Alex. Siempre me habian llamado Alexandra, pero me parecio que Alex sonaba mas informal. Asi que no dije nada sobre eso. Mas bien tenia que pedirle algo.
- Podrias hacerme un favor? - dije esperando que aceptara.
- Claro que si - dijo sonriendome con ternura - que es?
- Bueno...si muero pronto podrias hacerme el favor se seguir escribiendole a mis padres por mi? - dije y mi voz se quebro un poco al final.
- Por supuesto que si - dijo sonriendome otra vez, pero esta vez con pesar - pero no sabemos si vas a morir pronto, solo es una hipotesis mia, no deberas tomar al pie de la letra todo lo que digo.
- Pero...sigue siendo una opcion no? - dije sonriendole mas ampliamente.
- Si, lo sigue siendo - dijo y luego se quedo callado, seguramente pensando en lo que podria pasar, en las otras opciones.
Salimos al camino y caminamos a paso normal hasta que mi pequeña casa se perdio de vista. Entonces nos detuvimos abruptamente.
- Bueno debriamos apurarnos si queremos partir antes del atardecer - dijo Levi.
- Partir? - dije confundida - a donde?
- A francia porsupuesto - dijo el.
- Acaso vamos a seguir con la mentira? - dije aun si entender nada.
- No era una mentira - dijo ya serio - te voy a llevar a francia a estudiar. Hice una promesa a tus padres y yo tambien planeo cumplirla tanto como sea posible.
- No tienes porque hacerlo - dije ya entendiendo a que se referia - de todos modos voy a morir no es cireto? - Que facil me era hablar de mi propia muerte, parecia que estuviera hablando de un desconocido.
- Ya te dije que solo ess una opcion, no aseguro nada - dijo serio. Luego su expresion cambio y me sonrio divertido - mientras tanto tenemos que hacer unas compras y salir de londres lo antes posible. Creo que estas en condiciones de ir a la ciudad, tienes suficiente autocontrol.
- Bueno...esta bien - dije, pensando que seria lo mejor irnos para no levantar sospechas. Y luego comenze a reirme, pensando que no era tanto autocontrol como el creia, sino una mezcla de muy buena suerte - Y que exactamente vamos a comprar?
- Oh...ya veras - dijo el riendo tambien.
Luego comenzamos a correr y llegamos a la ciudad en tan solo minutos. Una vez alli el me llevo a las tiendas mas impresionantes y caras que habia visto en mi vida. Me compro de todo, desde elegantes vestidos hasta libros en idiomas que no conocia. Terminamos de hacer todas las compras rapidamente y nos dirigimos a tomar una carruaje para salir de la ciudad. Como yo sopechaba Levi era una hombre bastante rico, parecia que todo el mundo lo conocia. Salimos de la ciudad al atardecer y en tan solo unos dias mas llegamos a francia.

3 comentarios:

Dupy dijo...

Chica, historia esta muy bonita!!
Sigue escribiendo asi, y postea pronto!
Te mereces un premio!!!! hahaha
Besos, cuidate :D

♥Isa...! dijo...

me ha encantado de verdad!!
dioss postea prontoo quieo saber mas de alex!!


cuidate kiss

xD

Stәpн!!→♥² dijo...

Wow yo tmbn quiero viajar y que me compren tantas cosas como a Alex XD quiero saber que pasa cuando llegan a Franciia!! me encanta tu blog!
Besos
p.d: Sigue posteando ^^